EL PRESENTE BLOG FUE CREADO POR EL COMISARIO ERNESTO SANTAMARIA ANDRADE CON EL FIN DE QUE SIRVA PARA INTERCAMBIAR ARTÍCULOS - NOTAS Y NOTICIAS RELACIONADAS CON LA SEGURIDAD PÚBLICA Y PRIVADA.

martes, 11 de mayo de 2010

EL RANCKING DE LOS AUTOS MAS ROBADOS

Publica: Andres Penachino


Según un informe elaborado por los especialistas del CESVI junto con el aumento de la venta de vehículos 0 km y usados en 2006, también crecieron los índices de robo y asalto a mano armada de automóviles. Cuáles son las marcas y modelos preferidos por los delincuentes.

La madrugada de la Nochebuena de 2009 no fue una “buena noche” para algunos. El fantasma del delito, ese que no da tregua ni siquiera en fechas patrias o para venerar, atacó una vez más y dejó su huella imborrable. A las 3 de la mañana del pasado 25 de diciembre, desde un puente ubicado sobre el Acceso Oeste, a la altura de la localidad bonaerense de La Reja, un grupo de delincuentes arrojó una señal de tránsito que había sido arrancada del asfalto y, por lo tanto, llevaba en su base un gran trozo de cemento. Esa señal voló por el aire en el preciso momento en que pasaba por allí un Peugeot 505 y se incrustó de lleno en el parabrisas. El “misil” no sólo rompió el cristal, sino que destrozó la cabeza del conductor y lo mató de manera instantánea. Adentro del vehículo estaban su esposa y sus dos hijos pequeños. Este acto criminal, propio de una película de terror, pretendía asustar al chofer del 505 y robarle el auto en cuanto detuviera la marcha.

Apenas unas horas después, cuatro ocupantes de un Honda Civic murieron atropellados por un tren de pasajeros en un cruce de barreras. en José C. Paz, a plena luz del día. El conductor no habría entendido que esa persona que se le acercó con una bandera para que no cruzara las vías, no era un delincuente sino, simplemente, el ocasional guardabarrera. Como siempre, el miedo pudo más. Dos ejemplos cercanos en el tiempo, pero apenas un reflejo de una realidad increíble que golpea cada vez más duro a la sociedad: el robo de automóviles en Argentina.
Junto con el aumento de la venta de vehículos 0 km y usados, también crecieron los índices de robo y asalto a mano armada de automóviles, algo que se encontraba “en baja” desde fines de 2003.

Así lo indica un informe suministrado por el CESVI (entidad que agrupa a cerca del 70 por ciento de las compañías aseguradoras en todo el país) y que agrega que en todo 2006 el robo de autos, camionetas, utilitarios y camiones en el territorio argentino, aumentó el 11 por ciento en relación con las cifras de 2005.

El mismo informe (en realidad, un verdadero “mapa del delito” en la Argentina) señala con relación a las zonas más robadas, que sigue siendo Capital Federal la que lidera los porcentajes con una suba del 19,6 por ciento con relación al 2005 y le sigue el Gran Buenos Aires con una suba del 8,5 por ciento. En este último punto, el CESVI declara que en la Zona Norte, el robo de vehículos subió el 19,7 por ciento; un 5 por ciento en la Zona Oeste y un 5,1 por ciento en la Zona Sur. Por último, en el resto del país se registró una suba del 2,6 por ciento respecto de 2005. Las autoridades, por supuesto, salieron a minimizar estos datos. Pero, como dice el refrán: “la única verdad, es la realidad”.

Dime cómo robas…

El informe elaborado por los especialistas de CESVI analiza, además, algunas cifras interesantes con relación la modalidad de robo, es decir, si se produjo a mano armada o con el vehículo estacionado en vía pública. De esta manera, se observa que el modelo Peugeot 206 (no se diferecian las versiones) sigue siendo el auto más robado a mano armada. Lo sigue el Renault Megane (línea vieja) y luego el Chevrolet Corsa. Por otro lado, de la extensa lista de los treinta vehículos más robados, los tres que lideran el listado en la modalidad “hurto en vía pública” (sin el chofer al volante) son el Fiat Uno, la Ford F-100 y el Peugeot 405.
“De esta informe se desprende que cuánta más tecnología tiene el automóvil, más dificultades presenta para sustraerlo en la vía pública –comentó a Info Auto un avezado policía retirado que prefirió ocultar su identidad- Por esta razón es que hace un tiempo que aumentó la preocupación por el robo a mano armada. Un ladrón no va a perder tiempo resolviendo cómo abrir un auto alemán porque no lo sabe. Y, también, corre el riesgo de que tenga un localizador. Entonces, va por la más fácil. Le pone la pistola en la cabeza a su dueño y se lo lleva. El problema es que muchas veces, tiran a matar sin ninguna razón”.
Es importante señalar que en los tres primeros puestos del ránking de autos más robados en todo el país se ubican el Fiat Uno, el VW Gol y el Fiat Duna como punteros absolutos. La lista tiene algunos datos interesantes. Por ejemplo, del cuarto al noveno puesto encontramos al Fiat 147, al Peugeot 504 y a los Renault 12 y 9, todos muy solicitados por los faltantes de repuestos en el mercado. Pero, ahí nomás, aparecen el Chevrolet Corsa, el Renault Clio y el Fiat Palio, entre el octavo y el undécimo puesto. De acuerdo al informe del CESVI, los autos más robados son los “chicos” y medianos de modelos del 2000 hacia atrás. Sólo se roban autos 0 km del segmento B para robos menores o los denominados “secuestros express”.
Recién en el decimotercer puesto aparece una pick up, en este caso, la Ford F 100. Otra camioneta “muy robada” en los últimos años es la Toyota Hilux (línea vieja). Curiosamente, recién asoma en el listado en el puesto número 26 a sólo dos escalones por debajo de la Ford Ranger.
Por último, en lo que se refiere exclusivamente a “autos”, el ránking exhibe a los modelos de Ford, Fiesta y Ka, en los puestos 16 y 20, respectívamente, en tanto que el VW Polo llega al puesto 19, el Renault Megane (línea vieja) al 25 y el VW Golf al 27.

Manchas de sangre

“No, pibe…ese repuesto no me queda y creo que tampoco lo vas a conseguir facilmente. Es un modelo muy viejo que ya no se fabrica más. Ahora, si estás dispuesto a esperar unos días puede que te lo consiga, pero te va a costar una moneda más…”, se escuchó decir al dueño de una casa de repuestos cercana a Warnes y Juan B.Justo, en plena Capital Federal.
Acá aparecen otras aristas del problema. Es tan delincuente el que roba como el que vende o el que compra un repuesto “trucho”. Una pieza robada puede llegar a costar casi el 50 por ciento de una nueva. Lo peor es que, algunas veces, la opción de comprar la nueva no es posible, porque no hay en stock en los comercios autorizados. Allí empieza a jugar la relación "precio/necesidad" y se mezcla el mercado negro de autopartes con el robo de autos y, en muchos casos, la muerte en las calles.
Y lo peor de todo es que, según informes oficiales, el comercio ilegal de piezas de autos robados aumentó considerablemente en 2005, revirtiendo una tendencia a la baja que venía constante desde 2003.
Algunos números de fuentes de compañías de seguros afirman que mientras en 2005 se robaban 3.600 autos por mes en todo el país (43.200 anuales), en 2006 esa cifra subió a 4.000 por mes (48.000 anuales), lo que marca una suba de 11 por ciento.
En el Ministerio de Justicia de la Nación se comenzó hace pocos meses con una campaña orientada a que los dueños de desarmaderos “blanqueen” todos sus repuestos, pero el accionar oficial provocó que algunos propietarios de estos comercios eligieran instalarse en el interior del país.
"La información que tenemos indica que los desarmaderos se están reubicando en el interior. Los coches robados se llevan hasta algunas provincias, se desguazan y los repuestos vuelven al gran mercado de Capital y Gran Buenos Aires", dijeron voceros del CESVI.
Lo cierto es que sólo el accionar de las autoridades de Gobierno y de Policía pueden frenar esta oleada de robos que, como dijimos, muchas veces terminan con la muerte de personas inocentes. Esperemos que los números finales de 2007 sean auspiciosos y, por sobre todo, que nunca más nadie compre ni venda estos “repuestos manchados con sangre”.

La marca de la seguridad

Son varias las empresas que introdujeron sistemas para proteger a los automóviles del robo para su posterior desguase. En la actualidad, por citar un ejemplo, la firma LookingGrab registra cada uno de los repuestos de un vehículo y los almacena en un exclusiva base de datos, en la cual se guarda información sobre identificaciones secretas realizadas en su vehículo, las cuales únicamente podrán saberse en caso de robo.
De esa manera, resulta mas fácil identificar un vehículo y evitar, por ejemplo, la actividad de autos gemelos. Los responsables de LookingGrab indican que su sistema “no reemplaza a las alarmas u otro tipo de protecciones, ya que su fin es otro. Pero sí es un perfecto complemento para reducir aún más la probabilidad de que un vehículo sea robado”.
Fuente: Infoauto